Archivo mensual: enero 2017

El P.A.T.I.V.E.L de la Comunidad Valenciana y el Movimiento “CANARIAS NO ES UN SOLAR” coinciden en la defensa de la preservación del paisaje.

foto-canarias-no-es-un-solarLa Plataforma “Canarias no es un Solar” coincide con el P.A.T.I.V.E.L en que no por más ladrillos a costa de un paisaje siendo fuente no renovable, no se atraerá a un turismo de mejor calidad ni compensará socialmente, al servicio de la oligarquía económica,  la pérdida de aquél patrimonio colectivo.

El 3 de noviembre 2016, días antes de que la GVA presentara a exposición pública el P.A.T.I.V.E.L., en la sede de la Fundación César Manrique en Tahíche (Lanzarote) se celebró la Mesa redonda moderada por el director de la FCM, Fernando Gómez Aguilera :  “¿Ley del suelo? Canarias no es un solar. Presidentes por un territorio sostenible”, en la que intervinieron los expresidentes del Gobierno de Canarias Paulino Rivero y Román Rodríguez, y el expresidente del Cabildo de Lanzarote Enrique Pérez Parrilla, en que además se leyó un texto remitido por Tomás Padrón, expresidente del Cabildo de El Hierro.

El acto se integró en las diferentes actividades que la Plataforma “Por un Territorio Sostenible. Canarias no es un solar. No al Proyecto de Ley del Suelo”, en la que está integrada la FCM, que junto a numerosas organizaciones ecologistas, sociales y culturales de todo el Archipiélago, junto a sindicatos, partidos políticos y diversas personalidades de la sociedad canaria, han unido esfuerzos para frenar el Proyecto de la Ley del Suelo impulsado por Fernando Clavijo, para pedir su retirada inmediata, y reclamar un nuevo  proceso participativo y legislativo que concluya en una Ley del Territorio (que no del suelo) con ambición de sostenibilidad y futuro en beneficio de Canarias, del conjunto de sus ciudadanos y de las generaciones venideras.

Gómez Aguilera aseguró que esta Ley supone una amenaza porque plantea un modelo de crecimiento insostenible, “al servicio de la oligarquía económica” que representa  “lo que no se puede, donde no se puede, para los que siempre pueden”,

Para sus integrantes, el Proyecto de la Ley del Suelo de Clavijo que tanto gusta a los poderes económicos, no puede ser buena socialmente; va a generar más problemas de los que va a resolver porque el crecimiento económico inmediato será un lastre en el futuro, supone una extraordinaria amenaza para el paisaje, el suelo rústico, el patrimonio natural, la racionalidad urbanística, la integridad territorial y social de las Islas y la calidad de vida de los ciudadanos. Idénticos principios que fundamentan el P.A.T.I.V.E.L.de la Comunidad Valenciana. Inquietudes sociales que van con los tiempos coincidiendo con las del pueblo Canario.

Consciente del crecimiento de una economía de servicios de carácter turístico que, por los valores naturales de las Islas y por su belleza, el paisaje es su principal fuente de riqueza y por su fragilidad, acciones desafortunadas en las mismas pueden comprometerlas de manera irreversible, cuando en suelo rústico se va a poder hacer cualquier proyecto (hoteles, instalaciones turísticas, instalaciones industriales, equipamientos de ocio…) y de que el turismo desplazará en ese suelo a las actividades tradicionales en cuestión de años, porque hay demanda turística de sobra.

Paulino Rivero afirmó que la Ley de Clavijo no apuesta por una Canarias sostenible y aludió al desequilibrio entre la capacidad que tiene la economía insular para generar empleo y su población, recordando que, en 2004, se aprobó por unanimidad en el Parlamento de Canarias la “Estrategia de Especialización Inteligente de Canarias 2014-2020”, respaldada por la Unión Europea, en la que se definen los sectores estratégicos a impulsar para activar y diversificar la economía “y se descartaba la construcción” por ser un depredador de suelo, mientras que la Ley del Suelo de Clavijo quiere activar la construcción de nuevo siendo que en el Archipiélago hay posibilidad de mantener los 140.000 empleos que genera el sector de la construcción, pero con la rehabilitación.

Se criticó que Clavijo promueva esta Ley cuando no fue capaz de aprobar un Plan General en La Laguna, ciudad de la que fue concejal de Urbanismo y alcalde los últimos ocho años. Sobre la posibilidad de retirar o enmendar la Ley, afirmó que la votarán Coalición Canaria, PP y PSOE con alguna mejora poco significativa, y que esta Ley, junto con la Ley de las Islas Verdes y la Ley Turística en tramitación, que elimina todo tipo de restricción sobre los suelos calificados, se convierten en “una bomba nuclear”.

A juicio de la FCM y de la Plataforma, su aplicación abrirá un nuevo ciclo desarrollista, especulativo, de inseguridad y conflictividad jurídica en el Archipiélago.

Por su parte, Pérez Parrilla aseguró que el hecho de que los ayuntamientos no vayan a tener capacidad para afrontar la Ley está pensado a propósito “porque hay grupos empresariales que tienen más abogados que funcionarios tiene un ayuntamiento” y, a base de querer eliminar las trabas administrativas, “en Canarias va a ser más fácil actuar sobre el territorio que abrir un bar”. “El suelo no va a resolver nuestros problemas”, apuntando que los que facilitaron la burbuja inmobiliaria son los mismos que están presionando para que se apruebe esta Ley, que acabará con la eficacia de los planes insulares.

El director de la FCM se preguntó si “en unas islas hiperdesbordadas es necesaria esta ley desarrollista y neoliberal”, que “calca la Ley del Suelo de Aznar de 1997”, para reorientar la economía canaria. Reconoció que hay problemas administrativos y legislativos que hay que solucionar, pero que la Ley del Suelo desborda esos problemas y encubre un cambio radical del modelo de gestión sostenible del territorio consensuado en la Islas iniciada desde la creación de la Autonomía. Ahora, “la receta del grupo de Gobierno es la desregulación, la liberalización y un crecimiento sin límites porque el objetivo es llegar a veinte millones de turistas”.

http://fcmanrique.org/2016/11/04/paulino-rivero-no-recuerdo-una-norma-tan-aplaudida-a-rabiar-por-las-organizaciones-empresariales-si-esta-gusta-tanto-a-los-poderes-economicos-no-puede-ser-buena-socialmente/?lang=es

 

Anuncios